sábado, mayo 27, 2006

Ahora sí, Juan Rulfo™

Lo dicho, y comentado, el nombre Juan Rulfo es, desde ahora, marca registrada, según nota de milenio. Pésimo precedente, en muchos sentidos.

Veamos la ofensa de Segovia:

Juan Rulfo me parece uno de los más grandes novelistas y cuentistas del mundo. [...] Nadie sabe por qué Rulfo tenía ese talento. En otros autores uno puede rastrear el trabajo, la cultura, las influencias e incluso la biografía, pero Rulfo es un puro milagro.

Un puro milagro, uno de los más grandes novelistas.

Siguiendo a Mario Muchnick pensé titular esta bitácora Viudas y huérfanos, con la deliciosa anfibología tipográfica y heredera. ¿Qué desean, en rigor, los herederos de Rulfo? Ojalá ellos lo sepan.

Por mi parte, para no incurrir en despropósitos, se convertirá en JR. ¿Alguien recuerda el desastre editorial de la obra de César Vallejo por el fervor monetario de su viuda? A los herederos de JR, lamento decirlo, no les molestan los adelantos de dinero, cotizados en dólares, nada milagrosos y harto explicables. Han cambiado ya tres veces de editorial y han permitido varias ediciones de bolsillos, no todo lo buenas que debieran ser. Felipe Vázquez nos cuenta los errores de las ediciones, de las cuales, las originales, no están ya en el mercado.

Conservo las ediciones de sus ambos libros, un puro milagro su existencia, compradas hace muchos abriles. El Llano en llamas en secundaria, pues Macario estaba en el menú de lecturas de ese año. Pasaron varios más hasta llegar a todo el libro y a Pedro Páramo.

Me niego a darle un solo peso mío a los herederos. JR es un puro milagro, pero no para que le pongan altarcitos. ¿No han leído sus herederos Anacleto Morones? ¿También registrarán la marca Pedro Páramo?

1 comentario:

Patricia dijo...

Interesante blog...
Saludos desde Chile.

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin